CINEBLOG.NET

 

????

Billy Wilder se había forjado durante 15 años una prestigiosa reputación de guionista especializado en comedias, pero hasta 1945 su carrera de director llevaba otro rumbo (luego se especializaría en una amplia variedad de comedias y nos daría obras maestras como “La tentación vive arriba”, 1955, o “Con faldas y a lo loco”, 1959), y tras los éxitos del film bélico “Cinco tumbas al Cairo” (1943) o el thriller negro “Perdición” (1944) llegó este drama sobre el alcoholismo al que también impregnó de las constantes del cine negro. Un film angustioso y sin concesiones (el guión es de Wilder y su colaborador habitual Charles Brackett) en forma de parábola criminal de las debilidades humanas, magnificamente interpretado y que ha sido nombrado en muchas ocasiones como ‘la mejor película jamás rodada sobre la dipsomanía’.

Don Birdman (Ray Milland) es un escritor degradado moral y físicamente por el alcohol que no duda en delinquir para conseguir dinero comprar bebida. Helen St. James (Jane Wyman) es una joven enamorada de Don que intenta que su amado se rehabilite, tratando de convencerlo de que escriba una novela sobre todo lo que le está pasando. Pero Don le robará un abrigo de pieles a Helen y comprará una pistola…

Billy Wilder despliega todos sus talentos en este film que logró los Oscars principales (película, director, guión y actor protagonista) además de varios premios en Cannes (para Ray Milland y el Gran Premio del Jurado): una estupenda puesta en escena con cuidados planos y originales movimientos de cámara (a los que se une la tenebrosa partitura de Miklós Rózsa); un guión complejo, duro y perturbador con diálogos magníficos y situaciones creíbles; su gusto por los temas más escabrosos, polémicos o a contracorriente (incluso en sus comedias: campos de concentración en “Traidor en el infierno”, 1953, la protitución en “Irma la dulce”, 1963, …); y su sensibilidad y precisión para el retrato psicológico, con el que logra una profundidad conmovedora en sus personajes. Para quien quiera dejar de beber, o al menos moderarse. Imprescindible para los amantes de los dramas con trasfondo delictivo que funcionan como un puñetazo en la cara.

 

– Para quien quiera dejar de beber, o al menos moderarse.

– Imprescindible para los amantes de los dramas con trasfondo delictivo que funcionan como un puñetazo en la cara.

 

FOTO DE RODAJE

ray milland - the lost weekend 1945

Ray Milland en una fotografía publicitaria de “Días sin huella” que reproduce una de las secuencias alucinógenas del protagonista.

 

BANDA SONORA

Miklós Rózsa, ‘Main theme’: https://www.youtube.com/watch?v=BWsqhg-VTJk.

- DÍAS SIN HUELLA - Miklós Rózsa - 'Main theme' (DÍAS SIN HUELLA)

 

ART WORK

Essex – Poster español de ‘Días sin huella’

- DÍAS SIN HUELLA - Arte - Essex - Poster español de 'Días sin huella'

 

FRASES DE CINE

- DÍAS SIN HUELLA - Días sin huella

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies