CINEBLOG.NET

 

Basil Dearden - 1960 - 'Objetivo. Banco de Inglaterra'Decididamente simpática, “Objetivo: Banco de Inglaterra” se enmarca en la corriente de películas de atracos perfectos que tanto se prodigó durante los años 50 (tras el éxito de “Rififi”, 1955, de Jules Dassin), solo que en este caso nos encontramos con su vertiente paródica al estilo inglés (humor en la línea de los Estudios Ealing, “El Quinteto de la muerte”, 1955, aunque con un tono, visual y formal, más festivo). Con la inspirada dirección del todoterreno Basil Dearden (igual de cómodo con dramas criminales como “Víctima”, 1961, comedias o antologías de terror como “Al morir la noche”, 1945), la flema británica, sus guiños al cine clásico (John Ford, William A. Wellman, …), su milimetrado argumento (en el que cada personaje hace avanzar la trama con su ‘especialidad) y sus aires de cine bélico de misiones imposibles configuraron uno de los más representativos films de culto ingleses de los 60.

El Teniente Coronel retirado Norman Hyde (Jack Hawkins) decide reunir a una serie de oficiales descontentos también jubilados para llevar a cabo un atraco planeado milimétricamente ni más ni menos que al Banco de Inglaterra.

Con un reparto repleto de prestigiosos actores ingleses del momento (Nigel Patrick, Richard Attenborough, Roger Livesey o el también guionista del film Bryan Forbes, director de clásicos como “Plan siniestro”, 1964) perfectos en sus originales roles (lograron colectivamente el premio de interpretación en San Sebastián); un sentido de la ironía tan divertido como deshinibido (que sirve de eslabón entre el sarcástico dominio de la Ealing en los 50 y el delirio pop de Richard Lester en los 60); y un argumento que ahonda en la correctísima idiosincrasia inglesa (desde su amor por el teatro a los problemas con el IRA); “Objetivo: Banco de Inglaterra” es una excelente muestra de diversas tendencias cinematográficas en forma de una entretenida farsa criminal. Como sabe cualquiera que haya visto un film de robos, poco importa si este heterogéneo grupo de ‘gentlemen’ ingleses consiguen robar el Banco de Inglaterra o no, lo verdaderamente importante es el plan.

 

– Para coleccionistas del joyas perdidas del cine de robos.

– Imprescindible para recuperar al notable director inglés Basil Dearden.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies