CINEBLOG.NET

 

Tras curtirse en producciones de terror palomitero de los 80 (“Pesadilla en Elm Street 3: Los guerreros del sueño”, 1987, “El terror no tiene forma”, 1988, ambas de Chuck Russell, o “La mosca II”, 1989, de Chris Wallas), el cineasta estadounidense de origen húngaro Frank Darabont debutó en la dirección de largometrajes cinematográficos con la obra maestra moderna “Cadena perpetua” (1994). No obstante su nuevo acercamiento al universo literario de Stephen King (tres horas de melodrama carcelario, a un ritmo lento y contemplativo, con pocos personajes y en un espacio bastante reducido), aún multipremiado y alabado por la crítica, no fue del gusto del público mayoritario; convirtiéndose en un film de culto inmediato. A pesar de todo esto, “La Milla Verde” es un auténtico prodigio de tensión, emoción y saber hacer a la hora de contar historias, que funciona como un hipnótico relato de terror psicológico evocando el cine de los años 30.

Por medio de flashbacks, Paul Edgecomb (Tom Hanks) recuerda los años que pasó como guardia en el corredor de la muerte de una cárcel de Luisiana durante los años 30. Entre otros, allí está preso John Coffey (Michael Clarke Duncan), un condenado por la muerte de una niña que parece tener poderes sobrenaturales.

Unos personajes simplemente maravillosos interpretados por más que solventes actores (a Tom Hanks, aquí más James Stewart que nunca, lo secundan David Morse, Sam Rockwell, Patricia Clarkson, Harry Dean Stanton o James Cromwell); una visión de los entresijos de la experiencia humana que solo podía salir de Stephen King, especialista en el terror metafórico; una solidez pétrea en la dirección que nos traslada al mejor cine clásico; y unos toques de fantasía, de cuento siniestro, que recorren todos los rincones de la película; son las bazas que juega el film para convertirse en una conmovedora y poderosa oda a la vida. Tal vez un film como “La milla verde” no tenga hueco en el frenético panorama del cine comercial actual, pero sin duda estamos hablando de cine con mayúsculas, puro cine para estudiar en las escuelas.

 

– Para todos los que no les importe soltar unas lagrimillas mientras rememora porqué el cine americano fue considerado grande.

– Imprescindible para seguidores del Tom Hanks más contenido.

 

FOTO DE RODAJE

Frank Darabont, Stephen King & Tom Hanks en el set de “La milla verde”.

 

BANDA SONORA

Fred Astaire, ‘Cheek to Cheek’: https://www.youtube.com/watch?v=dG3oqTVNhzU.

 

ART WORK

JP Valderrama – ‘The Green Mile’

 

FRASES DE CINE

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR