CINEBLOG.NET

 

El director de la icónica “La jetée” (excelente cortometraje de ciencia-ficción compuesto solo de fotos fijas del que “Doce monos”, 1995, es un remake) crea una sinfonía visual y conceptual inclasificable y críptica alrededor del mundo con una serie de discursos inteligentes y agudos y unas imágenes impresionantes. Sobrecargado y excesivo ejercicio de estilo contundente y exhaustivo que salta de temáticas (desde las culturas ancestrales a los video-juegos) y lugares (desde Cabo Verde a Francia, Tokyo o Guinea-Bissau) con la destreza de un maestro del collage intelectual, siempre recorriendo el límite entre el cine documental (o diario cinematográfico) y el de ficción (que remite a la propia experiencia del realizador). Chris Marker reflexiona en torno a los recuerdos, a la memoria, poniendo de relieve cómo estos median y son mediados por nuestra percepción del mundo; cómo es imposible que exista una memoria colectiva, común a todos los individuos.

“Sans soleil”, vertebrada por medio de unas cartas que un cámara (ficticio) envía a la narradora (Florence Delay), está compuesta por diversas imágenes sacadas de películas o programas de televisión; además de material filmado por Marker (y otros realizadores) en diversos países por todo el mundo.

A pesar de su variedad de escenarios, “Sans Soleil” es más un documental interior, un ensayo filosófico sobre los pensamientos de Chris Marker en torno el paso del tiempo, las conexiones que configuran nuestra memoria, a la pureza de las imágenes (a las que uno de los personajes del film intenta despojar de su referente en la realidad, hacerlas algo real, no solo un símbolo), la globalización cultural o las teorías de Baudrillard (‘la crisis de la realidad’). “Sans Soleil” es compleja y profunda, una película cargada de referentes cinéfilos (Hitchcock, Tarkovsky, “Apocalypse Now”, …), culturales y filosóficos (también vemos la influencia de Georges Deleuze) en la que la narración establece un diálogo repleto de matices con las imágenes; un experimento cinematográfico en el que Marker volcó todo su talento.

 

– Para buscadores de rarezas con sustancia.

– Imprescindible para buscadores de ensayos cinematográficos.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies