CINEBLOG.NET

 

Western épico que supuso la primera película de John Wayne como director; una ambiciosa empresa personal del protagonista de “Centauros del desierto” (además Wayne produjo el film con su propio dinero), que terminó convirtiéndose en uno de los más rutilantes éxitos de taquilla de cine del oeste tardío. Wayne se rodeó de una serie de excelentes profesionales, especialistas en el género, que imprimieron al film una calidad indiscutible: el guión de James Edward Grant (“Hondo”, 1953), la banda sonora del multioscarizado Dimitri Tiomkin (“Solo ante el peligro”, 1952), con el tema ‘The Green Leaves of Summer’ al frente, o la resplandeciente fotografía de William H. Clothier (“El hombre que mató a Liberty Valance”, 1962) en unos monumentales 70 mm.

Durante la Guerra de Independencia de Texas, en 1836, unos centenares de soldados y voluntarios texanos han de resistir el asedio del ejército mexicano, muy superior en número. Entre los voluntarios se encuentran figuras de la época como Davy Crockett (John Wayne) o Jim Bowie (Richard Widmark).

Como coherente complemento de su carrera como actor, Wayne se sumerge en la mitología de western y sus personajes característicos para idealizar y dar espectacularidad a uno de sucesos más icónicos de la formación de los EE.UU.; un tragedia perfecta para la exaltación del heroísmo, dejando de lado el rigor histórico. Así, las tendencias conservadoras de Wayne (no obstante no convierte a los mexicanos en monstruos sin humanidad) y cierta inconsistencia en su conjunto (Wayne no era John Ford, pero tras 30 años había aprendido algunas cosas de este) no empañan el festival de virtudes del western clásico hollywoodiense; con algunas secuencias verdaderamente destacables, un ritmo ‘in crescendo’ coronado con un clímax final legendario, tipos duros, tiroteos, saloons y puñetazos y un reparto en el que conviven rostros veteranos habituales del cine del oeste de los 50 (Ken Curtis o Chill Wills) con estrellas del pop adolescente como Frankie Avalon (siguiendo los pasos de Ricky Nelson en “Río Bravo”, 1959, de Howard Hawks).

 

– Para amantes del western épico hollywoodiensel.

– Imprescindible para comprender la icónica figura de John Wayne.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies